Tren embiste a mujer / Espectacular volcadura / Mueren tres en brutal choque / Violente asalto / Suicidio en Las Aguilas / Falsos médicos operan en SJR / Macabro hallazgo de un cadáver en una milpa / Cuentas claras en cambio de gobierno: RM / Causó daños a vehículo / Choque frontal /

   Buscar

Tu nombre Completo
E-Mail de tu Amigo



LA VOCACIÓN DE SERVICIO O LA VOCACIÓN DE SERVIRSE


El Dragón de Mondragón

Por: Carlos Mondragón

Amigo lector; cuantas veces hemos escuchado a políticos de nuestro país regocijarse con esta hermosa palabra: “LA VOCACIÓN DE SERVICIO” llenándose la boca mencionando de que se debe tener esa VOCACIÓN para ayudar a la gente que menos tiene, facilitar los trámites para los grupos más vulnerables, apoyar y crear campañas en beneficio de los grupos marginados, combatir la pobreza, crear organismos más cercanos a la ciudadanía para que resuelvan y den pronta respuesta a sus necesidades básicas o primordiales, crear políticas incluyentes a donde la equidad de género permita la igualdad, crear más y mejores empleos, mejor remunerados para ser más competitivos en el ámbito nacional e internacional… “TODAS ESTAS PALABRAS QUE SE DICEN EN DISCURSOS DE MOMENTO ENCIENDEN LA FE Y ESPERANZA DE LA CIUDADANÍA”… ¡Claro que si estas palabras fueran aplicadas, por quien o quienes las pregonan cambiaria el rumbo del País!… ¿No cree Usted amigo mío?... Palabras, que la población escucha casi siempre y que además, se cansa de escuchar… ¡UNA Y OTRA VEZ!... Palabras, que solo sirven para endulzar los oídos de la gente, palabras, que si no son aplicadas solo sirven para el desencantamiento de las ilusiones de la ciudadanía y que muestran la cruda realidad de cómo son las cosas… Palabras, que causan por un momento un efecto como si fuera una verdad absoluta y solo demuestran con el tiempo que muchos de esos políticos solo vienen con “LA VOCACIÓN DE SERVIRSE” pero con la cuchara grande para resolver sus  muy particulares conflictos económicos y de sacar el mayor beneficio del puesto que logran jugando con la ilusión de la gente… Mintiéndole a todos aquellos que lo apoyaron a llegar, a esos que dejaron todo para acompañarlo a campaña, a esos que estuvieron haciendo lo suyo; platicando, dialogando y convenciendo a sus amigos, familiares, conocidos y a la ciudadanía en general, creyendo ciegamente en esa palabra: “LA VOCACIÓN DE SERVICIO” y que por desgracia al paso del tiempo queda al descubierto su verdadero interés, su verdadera ambición, su gran mentira, su incapacidad para velar por intereses de los que menos tienen… Es aquí a donde tomemos el ejemplo del Presidente de Uruguay: JOSÉ MUJICA QUIEN PERCIBE POR LEY LA CANTIDAD DE 12,500 DÓLARES MENSUALES DE SALARIO, QUE VIENEN SIENDO MAS DE 160 MIL PESOS MEXICANOS Y QUIEN DONA EL 90% DE ESTE SALARIO A FONDO DE AYUDA SOCIAL, POR LO QUE SOLO LE QUEDAN ALREDEDOR DE 1,250 DÓLARES MENSUALES PARA SUS GASTOS PERSONALES QUE VIENEN SIENDO APROXIMADAMENTE MÁS DE 16,000 PESOS MEXICANOS… ¿Como le quedo el ojo amigo lector?... Ahora le hare esta pregunta: ¿Este Presidente de Uruguay, sí tiene vocación de servicio?... En una entrevista que le hicieron le preguntaron: si con esta reducción el podría vivir, a la cual contesto; “CON ESE DINERO ME ALCANZA, PORQUE HAY OTROS URUGUAYOS QUE VIVEN CON MUCHO MENOS”… Amigo mío, que le pareció esta respuesta de Presidente Mujica… Ahora ahí le va otro dato interesante de cuando hablamos de equidad de género su esposa la Senadora Lucia TopolasKy, también dona un gran porcentaje de su salario y además viven en una granja modesta a las afueras de Montevideo… ¡DÍGAME SI ESTO NO ES PARA APLAUDIRLO Y PONERLO DE EJEMPLO!... ¿Cuántos políticos de nuestro país hacen esto? y sus esposas ¿harán lo mismo? o se llenaran de lujos y de cosas superfluas… Es aquí, a donde amigo lector termino mi columna… Y lo invito a reflexionar: ¿TENEMOS POLÍTICOS EN NUESTRO PAÍS CON LA VOCACIÓN DE SERVICIO O CON LA VOCACIÓN DE SERVIRSE?...


Hazle una pregunta a sanjuanense.com sobre
Tu Nombre *
E-Mail
Teléfono
Pregunta *
Código de Seguridad *
 



Derechos Reservados 2010 ® San Juan del Rio